Cruzar


SALTO AL REVERSO

Justo en el instante de atravesar el espejo te oí gritar mi nombre. Redibujé tus ojos en mi memoria, giré lentamente hacia ti y descubrí mi forma del miedo. Tu mirada, siempre supe que no podría huir de ella, pero el cristal me arrastra y solo recordaré la belleza avellana de tu iris y temblaré sin saber por qué, cuando los sueñe.

Apenas unas décimas de segundo y soy engullido por el otro lado…

Te he buscado por todo el mundo y te encuentro rasgando papel de universos. Te llamo enfebrecida, no quiero perderte o más bien quiero perderme en ti. Siento también pánico en tu última mirada. Desapareces y una parte de mi lo hace contigo.

Ahora tengo todo el tiempo para averiguar por qué te dejé. Por qué te empujé a cruzar… Y aunque no lo puedas saber, el pájaro–dolor trinará para mí.

Ver la entrada original

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s